El Pecado Original y La Salvación

La Iglesia se acuerda y celebra el hecho que Dios escogió a una mujer para dar vida humana a su Hijo, Jesucristo.  El Arcángel Gabriel saludo a la muchacha de quizás 15 o 16 años diciendo a María,

“Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo.”

Es muy importante entender que la virgen María no fue violada por Dios.  María fue totalmente libre para decir “Si” o “No” al Arcángel Gabriel.Continuar Leyendo->

Una casa para Dios

El Rey David quería construir una casa para Dios, y comento al profeta Natán que:

Yo vivo en una casa de cedro, mientras que el Arca de Dios está todavía en una tienda.

El Rey David tenía un palacio para vivir El y su familia, pero el Arca de la Alianza no tenía un lugar donde permanecer.  El Arca de la Alianza era un cofre o cajón de madera, que contenía las tablas de la ley, dadas por Dios a Moisés como un acuerdo firmado entre Dios y su pueblo. Eran los Diez Mandamientos que el pueblo se comprometía a vivir. Si los cumplían, Dios cuidaría de Ellos y les daría una tierra para que vivieran.Continuar Leyendo->

Perdón de los Pecados

Uno de los mayores mitos proclamados por ofertas de los protestantes con la reconciliación y el perdón de los pecados. Todos ustedes han escuchado. Muchos católicos siquiera lo creen. Es algo parecido a esto: “¿Por qué confesar sus pecados a un hombre?”, O “Yo no tengo que pasar por un hombre a confesar mis pecados que ir directamente a Dios.”

¡Esto es un mito! ¡Esto es una tontería! Es falso. Pero peor aún, este mito hace tanto daño, ya que impide a las personas confesar y reconciliarse con Dios. Este mito es el mal.Continuar Leyendo->

El Cielo Ahora

Entre nosotros cristianos todavía encontramos de vez en cuando unas ideas o creencias que son, en el fondo, paganas. Vivimos en un mundo pagano, secular. Debemos revisar continuamente nuestros conceptos para ver qué tan cristiano somos. Es posible que estemos en error en algunas cosas. Por ejemplo, es muy popular la idea que el cielo para nosotros no comienza sino hasta después de nuestra muerte. Eso está totalmente equivocado, y es muy pagano.

Para nosotros cristianos el cielo comienza con nuestro bautismo. Eso es nuestra fe.

Continuar Leyendo->